El que supo medir sus propias distancias


Raúl Gómez Jattin, Cartagena, Colombia

Parece una estatua de arena
en pleno pleamar
y no se derrumba

Será porque es de llanto leve
y emociones de certeza
O porque desde niño
oyó cantar a la sirena

Parece un delicado pez
de iris y de escamas
tendido en la ribera
y no se ahoga

Será porque supo
que el amor es
el peor enemigo
del amor

O porque escribió
en largas noches
palabra tras palabra
Y luego no les concedió
demasiada importancia.

De Amanecer en el valle del Sinú, Antología poética, FCE, 2004

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s